sábado, 29 de marzo de 2014

SLOWLY

Dicen que a veces entregamos tanto amor, que quién lo recibe no sabe que hacer con él. En esta parte del mundo ha llegado la primavera y es la estación del arrebato, de la abundancia; la época donde el amor fluye por cada uno de nuestros poros y lo entregamos sin medida, sin tener en cuenta de aquel que lo recibe, está preparado o no, para tan abrumadora inundación de sentimientos. Como todo en la vida, los comienzos son desbocados, intensos y desmedidos. Pasan los días, las semanas y tal vez los meses, se cambia de estación y todo llega a su calma, esa furia se va dosificando, con ternura, son suavidad, con lentitud; dando la porción exacta en cada momento. Es el momento de que tras la conquista precisamos conservar el premio obtenido con todas nuestras fuerzas y pasiones. Tras la primavera llega la serenidad, los silencios sonoros y las palabras susurradas al oido. Es el momento de las miradas de complicidad y de los besos que apenas rozan los labios, pero que son mas intensos porque se entrega todo el cuerpo, se regala el corazón. En ese momento de serenidad, de calma, nuestro corazón siempre va por delante y el resto de nuestro cuerpo lo seguirá, allá donde quiera que vaya.


domingo, 23 de marzo de 2014

ESENCIA DE AMOR

A veces confundimos lo que es amar a una persona, con lo que es el amor. El amor en si no precisa reflejarse en nadie, aunque cuando encuentra su semejante se entrega sin condiciones. La esencia del amor es un estado de búsqueda en la vida, que no es otra que lo que se encuentra en lo mas profundo de nuestro corazón. En esa búsqueda algunos encuentran sufrimiento, cuando el amor es felicidad y si se sufre, es que no se ha llegado a conocer de verdad. Se decía que el amor verdadero, era el amor por la sabiduría, al conocimiento de una persona y saber de ella, de su alma. Mientras que la belleza del cuerpo no se halla en el cuerpo mismo sino que es la imagen o el reflejo de la belleza espiritual, por lo que el alma humana debería aspirar a conocer y amar esa belleza esencial. El amor en estado puro, no es ese amor inalcanzable, sino el amor en si mismo, no es la necesidad de tener lo ideal sin que sea real, sino comprender que es la esencia misma de lo humano, cobijado en lo mas profundo de nuestro interior, en el mas remoto extremo de nuestro corazón.


miércoles, 19 de marzo de 2014

EN LA MEMORIA

Dicen que el mayor error del ser humano es tratar de sacarse de la cabeza lo que no sale del corazón. Es absolutamente cierto y a veces lo intentamos condenándonos al fracaso, a la pérdida de tiempo y a no aceptar la realidad de los sentimientos, que por mucho esfuerzo que hagamos, por mucho que intentemos pasar la página; no se los lleva el tiempo, porque como dicen, el tiempo no cura nada, el tiempo tan solo es el paso de días, uno tras otro. A veces te llevas gratas sorpresas de personas con las que tan solo has sido amable, has dado algo de ayuda o de cariño; y te lo devuelven agradecidas, como si les hubieras alcanzado la luna; porque son personas que saben muy bien, que el agradecimiento es la memoria del corazón; y tan solo con una mirada, con unas hermosas palabras o con una canción, te demuestran ese agradecimiento, que si bien puede olvidarse en la cabeza, queda grabado en su corazón. Me encanta sorprenderme cuando de repente y sin esperar, recibes esa brisa de gratitud, no esperada, porque algo hice sin desear nada a cambio, pero aquel gesto sin importancia, quedo marcado en su corazón, y de repente recibes multiplicado aquello que un día diste. Esos pequeños detalles, tan humanos, son los que permiten que me levante cada día, que tenga la voluntad suficiente de seguir en la lucha de la vida, que en ocasiones te recompensa, con tan solo un gesto, una mirada, unas palabras o una canción.


lunes, 17 de marzo de 2014

TU ROSTRO

Dicen que nacemos codificados, que ignoramos quienes somos, hasta que encontramos a esa persona, que con su amor consigue descifrarnos. Es entonces cuando lo que somos en realidad se marca en el rostro, descubrimos si somos o no generosos, humildes o presuntuosos, si el amor abre nuestros ojos, o sin embargo, nos los cierra impidiéndonos ver mas allá de nuestra cara. El amor pone en funcionamiento toda nuestra maquinaria de la bondad, de la mistad, del desprendimiento; todos aquellos sentimientos hermosos que ignorábamos, o tal vez, saca lo peor de nosotros mismos, pero a diferencia de antes de conocer el amor; ahora somos conscientes de la nobleza o la vileza, de la ternura o de la brusquedaz. Aprendemos a cuidar a la persona amada, sabremos desde ese momento, si somos humanos o tan solo unos seres sin sentimientos. El amor nos convierte en personas, tal vez incluso en ángeles y toda esa fortuna, se refleja en el rostro.


sábado, 8 de marzo de 2014

MUJER


Acabo de leer lo que el año pasado escribí con ocasión del 8 de marzo, el día de la mujer, y no he podido cambiar ni una sola palabra, porque no ha cambiado nada. La mujer sigue sufriendo discriminación y mal trato, y que un día sea el centro del universo no es suficiente, aunque necesario, debe serlo cada uno de los días del año. Es el día de todas las mujeres, de cualquier raza, religión, origen, color, más jóvenes o más mayores. Es el día de la mujer como concepto, como conjunto de valores y de principios, mucho mas nobles y humanos que los que a lo largo de la historia califican de masculinos.
Hoy se celebra el día de la mujer. De todas las mujeres no solo el de las trabajadoras como hace años, que implicaban una discriminación frente a esas otras grandes trabajadoras que dedican su vida a cuidar a su familia. 
Nacimos de una mujer. Una mujer nos tuvo en su vientre nueve meses hasta darnos la luz. Esa mujer nos cuidó cuando no sabíamos ni ponernos en pié y durante toda su vida seguirá vigilante, porque uno de los mayores sentidos de la mujer es el del cuidado, el sentido protector, el del cariño, el de la entrega y al final el del amor, porque el amor es la vida.
Después me hice mayor y me encontré con más mujeres, me gusta su forma de pensar la feminidad, esa sensibilidad que les da un sexto sentido y me plantee muchos porqués. Porque en los gobiernos hay pocas mujeres y cuando las hay son más masculinas que femeninas. Me pregunté porque en la iglesia siempre hablaba un hombre. También me pregunté porque en la tele salían mujeres con el pelo o con las caras tapadas. Fui creciendo y conocí a más y mis preguntas cada vez eran mayores y encontré las respuestas.
Porque un hombre maltrata a su novia, a su mujer. Porqué la mata, porqué esta en un segundo plano cuando sus valores son mucho más dignos que los masculinos que solo se basan en la fuerza. Porqué es más importante un partido de futbol de hombres que de mujeres, también me pregunté.
Todas esas preguntas y muchas más tienen una respuesta, la inferioridad de valores del hombre frente a los de la mujer los ha atacado con la fuerza. Si la fuerza. Por la fuerza es discriminada desde los orígenes, eso que dicen de la costilla de Adam y que fue el pecado, la que le tentó con la manzana, convirtiendo al hombre en víctima de los juegos y maquinaciones femeninas. Como eso no podía ser pues la mujer se convirtió en el pecado. En otras sociedades más de lo mismo o peor, el cuello de la mujer es pecado, su pelo incluso su cara.
Y la respuesta la encontré, esa inferioridad del hombre frente a la mujer le crea frustración y la discrimina, la humilla, la maltrata porque no puede estar a su nivel. 
Así no somos todos los hombres, pero muchos si y la sociedad totalmente, por eso se merecen su día, el día de esos grandes valores que yo he aprendido y por lo que las adoro como compañeras, amigas, madre, hermana, sobrina, parejas……….. Me han dado lo que no tenía y muchos hombres lo tomamos con agradecimiento, otros con rabia y odio. Esa impotencia, esa inferioridad les persigue en lugar de aceptarlo y amar esas virtudes, de ese ser maravilloso llamado MUJER.


sábado, 1 de marzo de 2014

EL AMOR TRASCIENDE

Dicen que la inteligencia te permite destacar, pero que el corazón te hace trascender. Hasta ese punto lo invade todo, que aunque se vaya lo perseguimos, corriendo el riesgo de que el lugar de volar, hulla. No podemos impedir esa fuerza sobre natural de buscar respuestas, de entregar hasta la última gota de energía para obtener respuestas, de encontrar la explicación de la pérdida de aquello que siempre pensaste que sería eterno. Y eterno es en tu corazón y su fuerza te hace perder la cabeza, no te paras en pensar en la huida, tan solo te mueve la necesidad de respuestas y sobre todo, el de recuperar la pérdida. Hasta tal punto el amor trasciende, que esa desesperación te conduce al abandono, olvidando, o tal vez no creyendo, eso que dicen, de que el único amor que no traiciona es el amor a uno mismo. En ese estado despojado por la pérdida, te dejas, te abandonas, dejas de pensar en ti, olvidas que sigues vivo y lo último que quieres oir, es eso de que la vida continúa, que hay que pasar página y que el tiempo lo cura todo. Es posible que no tenga explicación por la ciencia, pero lo que si es cierto, es que se enferma y se muere de amor.