jueves, 31 de agosto de 2017

EL BLOGUERO ACCIDENTAL 31/08/2017

Dicen que la vida se cuenta entre éxitos y fracasos, que si tienes más comienzos que finales has triunfado. Hoy es un final, tal vez un fracaso, pero está en mi mano poner el fin de una forma o de otra.

En cada momento aprendemos algo, la vida en si es una continua lección y en este momento en el que la pesadumbre me invade, en el que todas mis ilusiones sobre este hermoso mes han acabado, que ya son papel y en muchos casos mojado; en este justo instante decido que el final del verano y con el la del Bloguero Accidental no va a ser un valle depresivo ni siquiera un puente sobre las lágrimas del recuerdo.  El Bloguero ha sido una creación con un fin, la de crear un vínculo diario con vosotros para sentir nuestra presencia allá donde estuviera cada uno. El objetivo no era más que ese, aprovechando las noticias de actualidad y los temas mas habituales en  mi cuenta de Twitterland, crear una conexión que evidentemente ha conseguido sus frutos. Ha sido muy satisfactorio poder ver cada día las estadísticas de audiencia y apreciar como en algunos días se llegaba a  unos pico de mil visitas, lo que evidentemente ha superado todas mis expectativas al tener una expansión superior a las de algunas publicaciones de medios de comunicación.

Con estos datos, combinados con la personalidad del Bloguero, tirando de nostalgia permanente pero de ilusión constante; no me queda más que tomar la decisión sobre ese final, y justo en este momento, en este instante depende exclusivamente de mí. Me siento con una importancia relativa, puesto que en la vida tomo decisiones de muchísima relevancia que a veces afecta a la libertad de las personas, pero sin embargo ésta al ser mas liviana, me satisface y responsabiliza porque al parecer puede afectar a más de mil personas, que son muchas y creciendo por el índice de audiencia. Por todo ello y aunque cambie de nombre y posiblemente con una frecuencia inferior el bloguero continuara, reinventado posiblemente, pero en versión que a todos de nuevo nos vuelva a reunir bajo la esperanza del cariño.

Cuando empecé allá en el recordado uno de Agosto, siempre con mayúscula, no pensé ni en su difusión ni mucho menos en que me tocaría narrar y comentar un atentado terrorista en mi amada Barcelona. Nunca puede imaginar que el terror de la Rambla de Barcelona llegara al Blog, pero así es la vida, con sus alegrías y tristezas, con el mal y con el bien. A pesar de viajes y de cambios de ubicación, el bloguero estuvo en el quiosco de las redes cada día a la hora acordada e incluso un poco antes en ocasiones. Adaptarse o morir y la puntualidad tampoco ha sido un corset del que no me pudiera liberar.

Es el momento del agradecimiento y el de la ilusión del nuevo proyecto del Bloguero, que no sé si será accidental u ocasional, pero estará muy pronto de nuevo con todos vosotros. Gracias por tanto y hasta siempre. #manuylavida


MBS


miércoles, 30 de agosto de 2017

EL BLOGUERO ACCIDENTAL 30/08/2017

El mes agoniza mientras mi Agosto desespera agarrado a la sombra de un sueño, el de permanecer y dar sentido a esta vida. Llegó el tres para decirnos que todo tiene un fin, que las esperanzas cuando se hacen realidad  acaban, que en aquellos días en los que tan solo eran una ilusión eran mas verdad que cuando se hicieron realidad. Agosto es un sueño de once meses. Agosto perdura durante mas tiempo cuando no lo es, cuando tan solo son las ganas de que llegue y cuando lo hace, treinta y pocos días y se va, como hoy, que empieza a cerrar sus puertas para enseñarnos que la vida tiene mas de peso que de libertad.

Esta enseñanza que parece de libro, se aplica en todos los aspectos de la vida. Es obvio que al bloguero se le va a tachar de ilusionista, de encantador de serpientes y de mago de lo absurdo. Es lo mismo cuando tan solo se describen verdades. Sigamos con ejemplos como el amor, no es lo fácil, pero si lo que mejor se puede entender. Aunque parezcan etapas de sufrimiento, de ansiedad; cuando nos gusta una persona la hacemos nuestra, cada día nos despertamos pensando en ella, en que hacer para alcanzarla, para besarla; para tenerla en nuestros brazos. Son momentos de dudas, de intranquilidad; incluso de desesperación pero también de ilusiones. Nos imaginamos como puede ser nuestra vida con esa persona que amamos en silencio y la construimos a nuestra imagen y semejanza. Parece incluso una situación idílica, cuando en realidad no existe, es una creación ficticia de nuestra propia necesidad. Sin embargo tras esa etapa y si se tiene la valentía de tirarse al ruedo, de ir a por el amor de esa persona; cuando se consigue y se hace material, entonces es cuando realmente empieza la cuenta atrás, es en ese preciso instante en el que la ilusión pierde su razón de ser y se convierte en un objeto de consumo, su fin se acerca como el de Agosto. Cuando llega no es más que una cuenta atrás hasta llegar a los lindes de su fin.

La vida también es así, tal vez somos más nosotros cuando tan solo fuimos un sueño, durante esos nueve meses de ilusión. Al final nos damos cuenta de que todo es un proceso, como el del embarazo, pero no siempre culmina en un parto sin dolor. #manuylavida


MBS


martes, 29 de agosto de 2017

EL BLOGUERO ACCIDENTAL 29/08/2017

Hoy nada más ponerme los calcetines, que es como decir nada más despertar, he leído una frase preciosa que dice que no hay mayor falta de ortografía que no decir te quiero a quien se quiere.

Realmente es una gran falta no decirlo, aunque se sienta sin expresarlo. El hecho de decirlo es ganarse la satisfacción del ser querido, que como tal no es nada perverso ni vergonzoso. Querer no es más que mostrar a los ojos el afecto, el cariño y los buenos deseos a la persona a la que se dirige ese amor, sin más pretensión que el tacto humano y el sentido del corazón. Vivimos en un mundo tan acrobáticamente retorcido, que dar amor e incluso hacerlo, siempre se mezcla con una intención carnal, con una manifestación de deseo sexual y nada más lejano a la realidad. Por eso últimamente suelo pedir permiso para querer. Así es, cuando una nueva persona llega a mi vida y siento ese amor, sin necesidad siquiera de haberla visto, por el simple hecho de la caricia de sus palabras; le suelo preguntar si puedo quererla, y la reacción en contra de lo que muchos podrían esperar es de acogimiento, de dulzura; porque es como una pregunta muy infantil, muy de niño que pide permiso casi para todo aquello que no puede dominar, como para sentir la protección del permiso concedido.

Ante un mundo perverso, donde algunos incluso se vanaglorian de lo pervertido de sus deseos, a algunos no nos queda más que volver a la infancia, a la inocencia de los sentimientos puros y limpios. Ajenos a la perversión de las mentes paranoicas que no encuentran mas satisfacción que la locura de sus caóticos pensamientos de razonamiento tan primario, como la fealdad de sus miradas. Una vida donde el juego sucio se premia, donde lo diabólico parece tener sus seguidores; a los que no lo somos, a los que nos gusta más la claridad que las sombras; no nos queda otra que el juego de la inocencia.

Agosto tiene sus días contados, hoy el último día del dos y el tres tiene pocas oportunidades. Hablando de perversión, no hay mayor que la del tiempo. #manuylavida


MBS



lunes, 28 de agosto de 2017

EL BLOGUERO ACCIDENTAL 28/08/2017

Ahora cuando el mes está llegando a su fin, cuando como dice la canción tan solo quedan sus restos, haciendo memoria de estos días me doy cuenta qué no fue como cualquier otro mes. No me refiero a mi tiempo libre de descanso, de reflexión y de ocio. Este mes ha sido muy fructífero en personas. Si me fijo en otros meses, si bien tienen más actividad, no así lo son en cuanto a la suma de personas. Este mes ha sido especial porque gracias tan solo a las palabras he sumado a mi vida personas que son inmensas. Son de esos seres que no pasan desapercibidos, que dejan huella desde la primera de las letras que se cruzan en un espacio de vacíos. Es la fuerza emocional la que consigue esa conexión casi diría y trascendental, la que sabe delimitar claramente la cortesía de la empatía y lleva a las personas a ir más allá del saludo y convertirse en semejante.

Las emociones son la puerta del corazón. Sin ese estimulo ni tan siquiera el corazón es capaz de latir. Siempre lo hace por un motivo propio o porque alguien lo hace moverse a un ritmo diferente al suyo. Hay seres que llegan y se convierten en nuestra propia persona, son de tal calibre que regalan vida, porque esos latidos extras, son mucho más que la pura existencia.

No es muy inteligente tratar de buscar explicación a lo que simplemente carece de lógica. Personas que se encuentran a miles de kilómetros con un océano de por medio, y sin embargo provocan esa vida más allá de la existencia, estimulan de tal forma los sentidos que nos llenan de razones para querer más; para embriagarnos de ellas y de golpe y porrazo, poder hacer de cada instante un tesoro de sentimientos. No olvidemos que nuestra riqueza, nuestra herencia; es y será el valor de ese tesoro acumulado en los momentos de nuestra vida.

A veces  creemos que vivimos por el hecho de respirar, olvidando que la vida está en ese lugar donde el aire se convierte en suspiros. #manuylavida


MBS


domingo, 27 de agosto de 2017

EL BLOGUERO ACCIDENTAL 27/08/2017

Ya han pasado tantos días, hemos consumido tanto tiempo que a penas recuerdo como empezó todo esto. Lo único que deseo es que haya estado bien, que nos hayamos conocido mejor y que ahora nuestros lazos sean mucho más fuertes que a principio de mes.

En la vida siempre tratamos de convertirnos en seres inolvidables para otros. Buscamos la eternidad en cada acto y también en las palabras. Cuando dicen que hemos llegado al corazón con una frase o un sentimiento, es justo lo que pretendíamos, yo al menos por supuesto, lo efímero y pasajero no puedo entenderlo porque es como mal gastar el tiempo y en definitiva la vida. Todos tratamos de una forma o de otra hacer historia, y no me refiero a esa historia que se cuenta en los libros de texto de los colegios, ni en la que se nombra en las enciclopedias. Yo me refiero más a hacer historia en determinadas personas, justo eso a lo que me refería con ser inolvidables, porque si no nos olvidan, es que hacemos historia. No es más que un intento en vano de burlar a la muerte, pero si de reírnos de ella haciendo que lo intrascendente y temporal se convierta en divino y eterno.

Nuestro afán por la eternidad no es otra cosa que el deseo de permanencia, de no abandonar la vida a pesar de sus dramas, porque en definitiva el ser humano se mueve por lo que conoce y se protege de lo que desconoce. Yo creo que nuestra especie ha desarrollado la inteligencia por esa búsqueda de conocer, por el miedo a lo desconocido. Que fácil sería vivir sabiendo que tras la vida hay otra cosa y que además es mejor. No nos importaría la vida, como al parecer le ocurre a algunos, que no es que actúen por inteligencia, sino por el dogma de que realmente existe ese mundo mejor.

Yo no soy más listo que los demás, pienso que esto no puede acabar aquí, que no es posible la nada cuando todo esta lleno de algo y que por lo tanto, los espacios en tanto vacíos, mejor llenarlos con amor y con esperanza. Por ese motivo me estoy pensando que hacer tras la pérdida del mes de Agosto. Evidentemente nuestro idilio de verano, este amor perderá su sentido, pero para eso estamos, para buscar otro, para inventar y seguir amando también en Otoño. #manuylavida


MBS


sábado, 26 de agosto de 2017

EL BLOGUERO ACCIDENTAL 26/08/2017

Ya quedan muy pocos días de este grandísimo mes de Agosto y el bloguero parece que se encuentra un tanto bloqueado, como si no le quedarán historias por contar o sensaciones por expresar. Es difícil hacerlo cuando la noche ha sido larga y no  por gusto, sino por esas cosas que ocurren cuando se vive en comunidad, que al perro del vecino le de por ladrar y te aleje del sueño e impida que tengas sueños.

Es  posible que la vida sea eso,  y por lo tanto cuando el tiempo queda sin contenido es porque no se ha soñado. Muchas veces hemos oído eso de si la realidad es lo que vemos o es otra dimensión. Cuantas veces nos hemos preguntado si un color es como lo vemos o tal vez solo es un nombre que le damos y tú por ejemplo, lo veas de otra forma. Cuando todo es subjetivo cada mundo es diferente y es difícil poder concretar cosas que sean comunes o universales. Parece que hay un sentimiento que une a todos los seres humanos por igual. Es lo mismo la raza, la religión, los orígenes e incluso la cantidad de ceros que se tengan en la cuenta corriente. El amor es un sentimiento universal de todo ser humano, aunque no todos lo expresen igual. Algunos no saben ni que lo tienen, o ignoran lo que es y lo apartan de su vida. El amor no es culpable de la ignorancia o de la falta de gratitud de aquellos que lo rechazan sin mas porque prefieren sus opuestos, como el dolor, el sufrimiento, el daño, el maltrato, etc…

Si falta amor en una persona, carece de lo indispensable para que su vida pueda ser real, verdadera y en común con sus semejantes. El color rojo puede verse de una u otra forma por cada persona. Incluso no se puede afirmar que todas las realidades sean iguales, pero lo que no cabe la menor duda; es que el amor es un sentimiento innato al ser humano y al igual en cada uno de nosotros. Nacemos con el pero no necesariamente vivimos con él y para él. #manuylavida


MBS


viernes, 25 de agosto de 2017

EL BLOGUERO ACCIDENTAL 25/08/2017

Somos seres que siempre estamos dispuestos a aprender, el que no lo haga pierde y no tiene derecho ni a ser vencido. Hace un par de días una persona a la que quiero mucho le comenté que otra me había llamado y me había dicho cosas feas de ella e incluso de mí. Mi amiga me hizo parar, no quería que le contara nada más, me pidió un favor; que no la ensuciara y sobre todo que no me dejara ensuciar.

Esas palabras se me han quedado grabadas para siempre, no dejarse ensuciar cuando lo hacemos a diario. No somos capaces de evitar todo aquello que lo único que hace es mancharnos con el odio, con la venganza, el resentimiento; los malos deseos. Un cumulo de negatividad, de desprecio que toleramos sin vomitar, y nos ensucian y ensucian a personas que queremos y no lo evitamos. Así pasa a diario y no solo en nuestro circulo de conocidos o amistades. No hay mas que darse una vuelta por las redes sociales en estos días convulsos tras los atentados de Catalunya, para encontrar a esa gente dispuesta a ensuciar a cualquier precio, incluso a costa de las víctimas, sin ningún pudor ni miramiento. Su vida se ha hecho y construido para destruir, para enguarrar; para llenar de fango hasta los más nobles sentimientos, como son los de pena por las  personas que sufren. Están dispuestas en todo momento a encontrar cualquier fallo, cualquier atisbo de error o a interpretar a su gusto cualquier comentario; un gusto que siempre es macabro, ácido y destructivo.

No te dejes ensuciar, es una de las lecciones que me llevo de este verano, de este mes de agosto que ya se cuenta por veintenas y que en estos días está siendo muy fructífero en aprendizaje, de esas lecciones que no te esperas pero que marcan de forma incuestionable tu vida porque tienen tal peso de verdad, de autenticidad; que quedan siempre en el poso de la memoria.

Quiero que me hagas un favor, que si te hablan de mi no dejes que ensucien mi persona, pero sobre todo no te dejes ensuciar. Recuerda estas palabras, porque marcarán el resto de tu vida y a partir de entonces serás mejor persona, como yo lo soy desde hace tan solo unos días. #manuylavida


MBS