viernes, 27 de septiembre de 2013

LA VIDA EN ROSA


Llega un momento en la vida donde sólo quedan recuerdos, como fotografías tomadas por el corazón de momentos inolvidables. Algunos piensan que el tiempo lo cura todo, incluso el amor. Sin embargo el tiempo tan solo son un suceder de días, donde cada momento podemos teñirlo de rosa con la magia del amor. Una vida en rosa no es un ideal, es una actitud y una propuesta de hacer de tu vida algo especial, diferente porque tienes a la persona deseada. Cuando la encuentras, cuando es atrapada por tu corazón, no sólo cambias tú, cambias el mundo, es una auténtica revolución de los sentidos. A veces nos encontramos con personas que quieren hacer nuestra vida de color de rosa y las despreciamos, tiramos diamantes y coleccionamos piedras. Esa vida existe no sólo se encuentran en novelas de amor, porque si alguien es capaz de escribirlas, es también capaz de vivirlas. Dicen que el amor surge del deseo, que éste dura un tiempo pero el amor toda la vida, y si es nuestro propósito, de rosa pintaremos el cielo. Tal vez soy un adolescente escondido en un cuerpo adulto, pero me rebelo a no tener al menos este sueño. Cuando lo has vivido, cuando pusiste todo tu empeño, ya no existe otro mundo donde habitar, vives en esos recuerdos, fotografías tomadas por el corazón que las retienes, hasta el día que te quedas sin aliento.
No existen disputas, solo roces de dedos, caricias, besos, miradas que se cruzan y labios que te devoran entero.
No olvidemos que a veces confundimos los sueños con los deseos, los primeros a veces se cumplen, los segundos se consiguen superando todos los miedos. La vida en rosa no es un sueño, es el deseo de dejar tu vida pintada sobre un lienzo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario